El mejor matemático, Premio Fields 2018, Dr. Alessio Figalli, atribuye a sus estudios clásicos de Secundaria y Bachillerato gran parte de su éxito: el método de estudio

Un agente de la Policía Nacional en España de formación matemática que intuyó que haciendo un análisis lingüístico de las denuncias que se presentaban podría encontrarse un patrón mediante procedimientos computacionales que diferenciase las denuncias verdaderas de las falsas (frecuentes en el ámbito de los seguros).

Para ello, obtuvo una beca para estudiar e investigar durante un tiempo en otro país y aplicar esas intuiciones de forma científica, aplicando tanto la lingüística como la matemática.

Hoy encontramos al «premio Nobel» de los matemáticos, el Dr. Alessio Figalli, que, tras haber obtenido el premio Fields 2018, atribuye parte de su mérito al método de estudio adquirido a través del latín y el griego.

Aprender latín y griego clásico en Secundaria y Bachillerato permite acceder a los alumnos a un mundo de conocimiento sin límites y que impregna cualquier otro saber, cualquier otra disciplina.

El método de estudio, la lógica detrás de cada estructura de un sistema lleno de condiciones y consecuencias lógicas, de material cultural que ha pervivido en todas las áreas de conocimiento (Matemáticas, Filosofía, Ética, Retórica y Oratoria, Física y Química, Biología y Geología, Lengua Castelana y Literatura española, Literatura Universal, Historia, Inglés, Francés, Alemán, Tecnología, Informática, etc.) es la base de las asignaturas que impartimos de Cultura Clásica, Latín y Griego.

El ejercicio, no sólo ni principalmente de la memoria, sino de múltiples habilidades intelectuales puestas en práctica también a través de conectar ideas y conceptos contemporáneos con mundos arcanos tan alejados que parecen de película, y en los que, sin embargo, los estudiantes son capaces de verse a sí mismos, permite al alumnado generar una base de conocimiento y de competencias auxiliares que refuerzan su capacidad para enfrentarse a cualquier otro conocimiento y actividad nuevos.

Los estudios clásicos en Secundaria y Bachillerato nutren además de herramientas de reflexión ética y de desarrollo de un espíritu crítico individual y colectivo. Un estudiante que accede a la Filosofía y su Historia está más preparado para la vida. Un estudiante que accede a la expresión del pensamiento en toda la fuerza de sus palabras, en el origen de las mismas y de su civilización está preparado para cualquier futuro que pueda acaecer.

Son estos ejemplos de científicos humanistas los que nos ayudan enormemente a difundir la importancia de los estudios clásicos en Secundaria y Bachillerato como base para cualquier otra vía de estudio, como punto de partida para posteriores aprendizajes y, en definitiva, para la vida.

https://wp.me/p887UQ-Um

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s